Tecnología

La bicicleta un transporte clásico

La bicicleta un transporte clásico que desde su creación hasta la actualidad se ha caracterizado por ser un vehículo mecánico muy sencillo de utilizar y que necesita solo de la fuerza humana, utilizando un sistema simple de manejar que depende de dos ruedas de igual tamaño de diámetro generalmente, un manubrio que controla la dirección, un cuadro que funciona como base para la integración de todos los elementos y una silla donde se posara ciclista.

La bicicleta un transporte clásico con historia
Este invento ingenioso, fácil de utilizar, y de cómodo desplazamiento, tiene unos antecedentes bastante antiguos, aunque con poca información se puede afirmar que existen registros de su uso en el antiguo Egipto y durante el imperio chino donde utilizaban ruedas de bambú durante el siglo XIII.
Se dice que para 1817 el barón alemán Karl Drais invento un sistema que consistía en un par de ruedas, con una base de madera, y un manubrio que cumplía con el rol de direccionar, su manera de avanzar era por la propulsión ejercida por los pies sobre el suelo, alternando entre el izquierdo y derecho. Esta creación fue considera la pionera de las bicicletas, por lo que a Drais se le considero como el padre de las bicicletas.
La bicicleta un transporte clásico; así es como se le ha nombrado en varias ciudades importantes del mundo, y se debe a que desde el norte hasta el sur del globo terráqueo ingenieros pusieron su atención y conocimiento en práctica para modificar y mejorar a este vehículo.
Tal fue el caso del Ingenioso escoses Macmillan en la década de 1830, quien tomo la idea de velocípedo de Drais y le agrego pedales para mejorar el sistema de propulsión, lo que atrajo la miradas de otros ingenieros como Gavin Dalzell, quien copio este invento tan novedoso para la época y sin descaro alguno lo promociono como propio y esto lo llevo a ser considerado por más de cinco décadas como el inventor de la bicicleta actual. Esta disputa de derechos de patente y su simple pero práctico uso es lo que permite que nombremos a la bicicleta un transporte clásico.

Funcionamiento de la bicicleta
La bicicleta un transporte clásico que ha marcado tendencia en varias generaciones desde su invención, ha sido medio de desplazamiento para el trabajo, la escuela, el campo, en el deporte, y se ha utilizado como instrumento de trabajo, ha llenado de felicidad a chicos y grandes pero no todos conocen como funciona este vehículo tan practico.
Aunque se han fabricado variedades innumerables de la bicicleta como el triciclo, monociclo, cuadriciclo, bicicleta montañera, tándem, reclinadas y plegables el funcionamiento estándar de este vehículo consiste en el movimiento oscilatorio en base a un piñón, que mueve a la rueda posterior por una cadena que gira en base al movimiento de los pedales. Generalmente la rueda anterior solo funciona para la dirección por medio del manubrio pero como dije han sido creadas tantas variantes que el diseño y función suelen ser modificados.

La invención de la televisión

La invención de la televisión como un medio de comunicación audiovisual para el entretenimiento y la información necesaria que necesita toda la población en general, ha sido uno de los mejores inventos creado por el hombre a pesar de ser perjudicial en muchas ocasiones por la transmisión de algunos programas no aptos para niños y adolescentes, sin embargo es una idea que ha revolucionado sin duda alguna la transmisión de la información a nivel nacional e internacional, con el propósito de mantener informada a la población de todo lo que acontece en el mundo, ya sea en materia de salud, arte y espectáculo y temas de política que es de importancia para todos.

Historia de la televisión

Seguramente te has preguntado ¿Quién fue el creador de la tv? Pues es una pregunta que muchos se han realizado, pero que muy pocos responden al objetivo en cuestión por falta de conocimiento, pero este artículo fue creado especialmente para ti, para que tengas la oportunidad de conocer la invención de la televisión.
Fue en el año 1925 cuando John Logie Baird, un ingenioso e inteligente ingeniero, natural de Escocia, quiso desarrollar un dispositivo que fuese capaz de reproducir imágenes además de sonido; Su idea la basó en la unión de un dispositivo mecánico y un elemento fotoeléctrico, donde la luz que percibía era transformada en grandes impulsos eléctricos.
Más tarde, Vladimir Zworykin en el año 1931, fue el creador de la televisión electrónica, dando a conocer una mejor visualización de las imágenes, utilizando el inoscopio como elemento principal, el cual era capaz de transformar las imágenes en señales electrónicas y fue así de esta manera que surgió la invención de la televisión.

La televisión a color

La televisión a color surgió en el año 1970, ofreciendo una mejor calidad y nitidez de la imagen, por lo que este invento tan innovador se expandió de tal manera que produjo una evolución con respecto al desarrollo de la tecnología, tanto que hoy por hoy es posible la visualización de diferentes programas en cualquier país del mundo, pero no solo eso, sino que para los que no tienen internet existe el teletexto, donde puedes encontrar noticias, resultados deportivos, solo has de moverte por las páginas que el teletexto te ofrece. Gracias a la invención de la televisión podemos disfrutar desde la comodidad nuestro hogar una cantidad innumerable de canales con diversidad de programaciones en donde se es capaz de aprender y entretener desde los más chicos hasta el más grande de la casa.

La invención de las baterías

Actualmente son muchos los productos eléctricos que usan baterías, y seguramente te has preguntado, ¿Cómo funcionan? ¿Qué personaje tan brillante ha sido el creador de tan útil dispositivo? y en este breve post me dedicare a responder estas preguntas y darte uno que otro dato curioso sobre la invención de las baterías.

Funcionamiento de las baterías

Las baterías o pilas, como se conocen en varios países hispano hablantes tienen un funcionamiento bastante simple en teoría, pero complejo en la práctica, ya que básicamente se trata de un dispositivo que contiene un grupo de celdas eléctricas, provistas de productos químicos como alcalinos o plomo que serán transformados en energía eléctrica, convirtiendo a la invención de las baterías en un elemento importante en la evolución del mundo e innovación de la ciencia para su época.
Parece un proceso sencillo, pero en realidad se trata de un conjunto de eventos que suceden simultáneamente conocidos como redox u oxido-reducción, donde un elemento químico se oxida donando electrones, mientras otro se reduce aceptándolos.

La historia de la invención de las baterías

La invención de las baterías ha sobrepasado cualquier obstáculo durante el tiempo, ya que hasta la fecha se mantiene como uno de los dispositivos mas utilizados por el hombre, desde que fue inventado en el año 1800 por Alessandro Volta, quien se dice tomo la idea de su colega Luigi Galvani, tras un experimento de contracciones sobre músculo esquelético de una rana, al aplicar estímulos eléctricos con metales.
Han sido muchas las variantes creadas por distinguidos científicos, que tomando como base la pila de Volta han conseguido perfeccionarla y en otros casos no han tenido éxito, tales han sido los experimentos de John Daniell en 1836 creando una batería que evita la acumulación de hidrogeno, la cual fue mejorada por Williams Grove y puesta en practica en la telegrafía.
La batería ha evolucionado mucho a través de los años, en modelos como la pila de plomo y acido de Gastón Plante o la pila de cartón de Carl Gassner.
Fue Lewy Urrys quien diseñó el modelo de batería que conocemos en la actualidad, con sus revolucionarias baterías de manganeso y cinc, comercializados desde la década de los 50. Sin embargo no fueron las únicas creadas por este ilustre inventor, que además creo las baterías de litio, pero fue John Goodenough quien mejoró y modificó la invención de la baterías para que fueran recargables y duraderas en el tiempo.

Cultura AV

La cultura audiovisual a la que los medios de comunicación han acostumbrado al grueso de la audiencia española propicia que la calidad de los productos que se emiten sea muy pobre. Por ejemplo, cuando Telecinco opta por poner en antena las obras de Arturo Pérez-Reverte ‘Alatriste’, a los pocos minutos de visualizarla se percibe que la tecnología audiovisual empleada es muy justita, que los decorados dan un poco de lástima, que los planos no aportan nada y que la trama se edulcora.

crematorioEs difícil concebir en España un producto audiovisual que no esté dirigido a toda la familia y que contenga en su guion pretensiones para hacer pensar o reflexionar sobre la especie humana. Las series y telefilms que se emiten son planos, repetitivos y basados en arquetipos más que manidos. Entre los protagonistas suele haber siempre jóvenes atractivos que hagan el producto interesante más por el continente que por el contenido, elementos tales dignos de una limpieza llevada a cabo por una empresa de desatascos en Valencia, puesto que deja hasta un olor rancio en las televisiones de este país.

Que series como ‘Breaking bad’ se emitan en Canal Sur en verano y de madrugada muestran el carácter poco ambicioso de la cultura audiovisual en nuestro país. El espectador español medio, a estas alturas, parece no estar educado de forma audiovisual para soportar en “prime time” series como ‘Juego de tronos’, ‘The Wire’, ‘True detective’, ‘Los Soprano o ‘House of cards’. Las exigencias del discurso narrativo, el mimo de los planos, las tramas cocidas a fuego lento, la complejidad de los personajes o la personalidad de los decorados son a estas alturas demasiadas complejidades para los medios españoles y, por consiguiente, para quienes consumen exclusivamente televisión.

Por fortuna, cada vez hay en nuestro país espectadores más exigentes que se las ingenian para escapar de las televisiones generalistas y ver series, películas y documentos audiovisuales que merecen la pena. No obstante, en la que a la creación de series patrias se refiere, no todo son mediocridades; ahí están series tan respetables como ‘Crematorio’ o ‘Qué fue de Jorge Sanz’, que, dirigida por David Trueba, ha vuelto a emitir un nuevo capítulo este año para movistar+.